martes, 10 de septiembre de 2019

"Neurociencias, Nuevos Aportes"


"Actividad Física, Deporte y Salud"

"Neurociencia, Nuevos Aportes"


La Neurociencia es el estudio de la formación de conexiones entre neuronas durante el desarrollo permite establecer suposición entre los circuitos neurales y los actos de la vida diaria.

La neurociencia estudia desde varias ciencias el sistema nervioso, explora el potencial humano; y en las dos últimas décadas se ha puesto de manifiesto una apreciable unidad entre las ciencias biológicas, con el resto de la biología celular y molecular.

Si el Profesor del siglo XXI, disfruta de su profesión es un gran paso, ya que debemos apostar a cambios relevantes y cada uno en su área.

La acción del encéfalo subyace a toda conducta, no solo a las conductas motoras relativamente sencillas, tales como andar y comer, sino a todos los actos cognitivos.

Es importante comenzar señalando que Conocer es distinguir un área del conocimiento, es "Saber".

En el tiempo, el cual transcurre en nuestra vida, es un bien imperceptible, tiene dimensiones y es medible, ante esta apreciación es menester señalar que como Profesores debemos estimular el aprendizaje, como hicieron los Sofistas, que actuaban donde se evidenciaba ignorancia y alentaban al proceso educativo.

Citando a Platón, quien argumentaba "Yo no puedo conocer, vivimos en la certidumbre cognoscitiva, partimos de que conocemos y afirmo la realidad".

Quienes generamos el Hecho Educativo, en cualquiera de las disciplinas que dictemos, debemos producir en el estudiantado expectativas, debemos vivir, con ellas, apostar al éxito y brindar por ende, clases magistrales, produciendo siempre tensiones de nuestras praxis.

La ocupación de la Neurociencia es aportar explicaciones de la conducta en términos de actividades del encéfalo, explicar cómo actúan millones de células nerviosas individuales en el encéfalo para producir la conducta y cómo a su vez, estas células están influidas por el medio ambiente, incluyendo la conducta de otros individuos.

En nuestra cultura actual adjetivamos la realidad, conceptualizamos la misma. Actuamos, ya que nuestro cerebro representa a la realidad y producimos certeza como lo hace un espejo.

La objetividad culmina cuando caduca la subjetividad, es función docente poner en tensión lo objetivo, algo trascendente complejo, pero debemos hacerlo para lograr mejorar la performance en el proceso de enseñanza y de aprendizaje.

"Del cerebro y solo del cerebro provienen nuestros placeres, alegrías, risas, y humoradas, así como nuestras aflicciones, sufrimientos, penas y lágrimas". Hipócrates, siguiendo a Maturana – Varella, es importante marcar lo que éstos destacados autores plantean; "Las cosas son; los que nosotros queremos que sean como la vemos, no dando lugar a que sea diferente. Lo que veo está en mí y no lo que es. Todo es construcción personal. Las representaciones abandonan la escena, esto se da por la Cultura".

"Cerebros que aprenden, aprendizajes que celebran y aún más y mejor desde el MOVIMIENTO". Carballo, C. 

El estudio de la formación de conexiones entre neuronas durante el desarrollo permite establecer hipótesis entre los circuitos neurales y los actos comportamentales.

Haciendo paráfrasis del Dr. Diego Golombek; "somos un cerebro activo con patas y todo, todo lo que nos pasa tiene lugar allí, un poco más arriba del cuello y entre las dos orejas. Por supuesto, mucho de eso que nos pasa tiene que ver con entender y actuar en el mundo".

Citas Bibliográficas:

  • Carballo, C. "Actividad Física y Salud, Conocimientos Teóricos – Prácticos en la Génesis de la Educación Física". Ediciones Del Clé. ISBN: 978-987-3755-12-5. Nogoyá Entre Ríos. 2015.
  • Golombek, D. et al. "Cerebro Activo". TEC TV. (2017).

Prof. Lic. Casiano Carballo

  • Licenciado en Actividad Física y Deporte
  • Especialista en Actividad Física y Salud
  • Docente de la FCVyS UADER

casianocarballo@hotmail.com.ar





Libre de virus. www.avast.com

domingo, 7 de julio de 2019



"Actividad Física, Deporte y Salud"

"Alimentación Pilar de la Salud"

Alimentarse es sólo el primer tiempo de la nutrición. Pero ¿A qué se denomina nutrirse?

Nutrirse es un proceso que incluye un vinculado de funciones cuya finalidad es proveer al organismo de energía y nutrientes precisos para mantener la vida, promover el crecimiento, reemplazar las pérdidas  y asegurar la continuidad de la especie.

Este proceso consta de tres tiempos:

La alimentación es el único tiempo de la nutrición en el que interviene nuestra voluntad. Comprende varios pasos: elegir el alimento, prepararlo, masticarlo y deglutirlo.

El metabolismo comienza con la absorción de nutrientes y tiene por finalidad su utilización para proveer energía y materiales de cimentación, de renovación y de reserva a nuestro organismo.

La excreción es el conjunto de funciones que tiene por finalidad eliminar aquellas sustancias de remanentes.

¿ALIMENTARSE ES IGUAL QUE COMER?

Muchas personas creen que se han alimentado, pero en realidad sólo han comido y en ese acto sólo han satisfecho su apetito.

Alimentarse significa brindar al organismo, alimentos con sustancias nutritivas indispensables para mantener la salud.

Los alimentos brindan nutrientes, que son; los carbohidratos, proteínas y grasas, que proporcionan la energía (llamada también calorías 0 kilocalorías) y los materiales básicos que el cuerpo utiliza para crecer y estar sanos. También contienen en menor cantidad vitaminas, minerales y agua necesarios para el buen funcionamiento corporal. No todos tenemos las mismas necesidades de cada uno de estos nutrientes, varían mucho con la edad, la actividad y también el sexo.

NUTRIENTES BRINDADOS POR LOS ALIMENTOS.

CARBOHIDRATOS.

Son una fuente de energía para tus músculos y cerebro. Cuando el ejercicio es muy intenso, son los principales proveedores de energía para que el músculo pueda contraerse y moverse. La mayor parte de la energía de tu alimentación debería provenir de los carbohidratos, como cereales, legumbres, pan, frutas y verduras.

GRASAS.

Son las reservas más importantes del cuerpo. Durante actividades como dormir o leer, las grasas son las encargadas de brindar energía a nuestro organismo; también en actividades de muy larga duración, como una caminata de dos horas. Las grasas que provienen de los animales por ejemplo manteca y carnes, contribuye a enfermedades cardíacas, mientras que las grasas que provienen de los vegetales, que se caracterizan por ser líquidas (aceites ) no son perjudiciales para la salud. Por ello, se sugiere consumir aceites crudos diariamente y frituras hasta dos veces a la semana.

Las grasas de calorías que los carbohidratos y las proteínas.

PROTEINAS.

Su función principal es construir y reparar tejidos. La unidad más pequeña de la proteína es el aminoácido.

Las carnes de pescado, pollo y vacunos, el huevo, los lácteos y las legumbres son los alimentos con mayor cantidad de proteínas.

VITAMINAS Y MINERALES.

Las vitaminas y minerales están distribuidos en todos los alimentos. Por eso, cuanto mayor sea la variedad de alimentos que consumamos, mayor variedad de vitaminas y minerales vamos a recibir.

Se necesitan en pequeñas cantidades: por eso se los denomina micronutrientes. No brindan energía.

AGUA.

El contenido de agua de los alimentos varía; ejemplo, las legumbres secas tienen poca, y el tomate, mucha.

La función del agua en el organismo es importantísima, regulando la temperatura del organismo, transportando nutrientes por la sangre, eliminando residuos del organismo por la orina, etc.

Citas Bibvliográficas:

-Bean, A. (2017). "Guía completa de la nutrición del deportista". 4ta Edición. Editorial Paidotribo.

-Bernardot, D. (2006) "Advance Sports. Nutrition. Human Kinetics".

-Blair S. (2013). "Conferencia de Investigación: Physical fitness, and health. Res Quart Exert Sport 64: 365-376, 1993".

Prof. Lic. Casiano Carballo

  • Licenciado en Actividad Física y Deporte
  • Especialista en Actividad Física y Salud
  • Docente de la FCVyS UADER

casianocarballo@hotmail.com.ar

www.ptagency.zxq.net


martes, 4 de junio de 2019

“Actividad Física, Deporte y Salud” “Desarrollo Psicomotor”

"Actividad Física, Deporte y Salud"
"Desarrollo Psicomotor"

El desarrollo psicomotor en los primeros años de vida es fascinante. Desde que nacen,
los bebés van desarrollando su sistema motor, sus movimientos y el modo en el que
manipula su entorno, a un ritmo muy rápido y continuo. La maduración del sistema
nervioso, responsable del desarrollo motor, tiene un orden preestablecido y por ello el
desarrollo tiene una secuencia clara y predecible, aunque no sea exacta en cada bebé y
niño, ya que depende de factores diversos.
Las capacidades motoras que los bebés y niños tienen hasta los tres años de edad, una
guía de lo que "deberían" ser capaces de hacer, aunque puede haber diferencias en
cuanto al ritmo del desarrollo.

Desarrollo Neuromotor
Es importante marcar que el ser humano se relaciona con el medio a través del
movimiento, pero éste solo es posible si la orden se transmite correctamente desde el
cerebro, que es el motor de la motricidad humana.
El impulso se origina en el SNC y es conducido por las vías motoras a los músculos, es
decir, a los órganos efectores del movimiento.
Resulta evidente que un niño no puede llevar a cabo determinadas actividades debido a
que posee un sistema nervioso aún incompleto.
Durante los últimos meses de embarazo y los primeros años de vida, se va a ir dando el
proceso de mielinización, fundamental y responsable del ajuste, la adecuación y rapidez
de los movimientos.

Este proceso consiste en la formación de una vaina de mielina alrededor de la célula
nerviosa, que va a permitir que la información que se transmita a través de las neuronas
y las conexiones en los centros del cerebro sea más rápida, completa y eficaz.
Al nacer, la mielinización sólo alcanza los centros subcorticales, haciendo del recién
nacido un ser de respuestas involuntarias, automáticas y reflejas, que reacciona a la
estimulación con movimientos que no puede controlar.
A medida que se va perfeccionando el S. N. el proceso de mielinización alcanza las
zonas del córtex, el niño puede llevar a cabo actos conscientes y voluntarios, es decir,
ejercer un control de sus propios movimientos.
Los órganos efectores de nuestros movimientos son los músculos.
Ellos realizan la actividad muscular cuando la energía nerviosa generada en el cerebro
se transforma en energía mecánica.
La actividad muscular puede ser:
• Estática o tónica
• Dinámica o cinética.

Estática o tónica; relacionada con la tonicidad de los músculos.

El tono es el grado de tensión de los músculos, que permite organizar gestos, controlar
los movimientos, modificar posturas, y mantener una actitud equilibrada.
Un mal funcionamiento de los centros reguladores del tono produce anomalías en él, en
las posturas, en el equilibrio y en el movimiento, por lo que aparece atonía, hipertonía e
hipotonía y otras patologías.

Dinámica o cinética; Hay que señalar que cada uno de nuestros movimientos es un acto
motor.
Los comportamientos motores nos permiten clasificar los movimientos en 3 grupos:
• Movimientos Reflejos
Es la forma más simple de motricidad. Son los movimientos innatos. La primera
manifestación motriz del recién nacido.
Entre otros están los reflejos de: succión, prensión, andar automático. La ejecución de
los movimientos reflejos no es consciente, están regulados por la médula y por el tronco
cerebral. Debe desaparecer para dar paso a los movimientos voluntarios y controlados.
• Movimientos Voluntarios

Son intencionales, por tanto antes de ejecutarlos se han de representar mentalmente.
Para su ejecución se requiere la coordinación de varios músculos, a fin de alcanzar el
objetivo propuesto. Su control depende de la corteza cerebral.
• Movimientos Automáticos
Son movimientos inicialmente intencionales, y por tanto voluntarios, que a base de
repetirlos muchas veces se automatizan y no requieren representación para ejecutarlos.
Precisan poca atención y poca energía. La realización continuada de movimientos
voluntarios se integra de forma automática convirtiéndose en hábitos, de esta forma se
ahorra energía a la hora de interpretar y realizar movimientos.
Son ejemplos: escribir, caminar, andar en bicicleta.
La actividad motriz evoluciona desde los actos reflejos y movimientos incoordinados y
sin una finalidad hasta los movimientos coordinados y precisos de los actos voluntarios
y de los automatizados.

Citas Bibliográficas:

 Carballo, C. "Actividad Física y Salud, Conocimientos Teóricos – Prácticos en
la Génesis de la Educación Física". Ediciones Del Clé. ISBN: 978-987-3755-12-
5. Nogoyá Entre Ríos. 2015.
 Massion, J. et al. "Cerebro; estructuras". Publicaciones INDE. Universidad de
Francia. (2009).

Prof. Lic. Casiano Carballo
 Licenciado en Actividad Física y Deporte
 Especialista en Actividad Física y Salud
 Docente de la FCVyS UADER

Libre de virus. www.avg.com

sábado, 25 de mayo de 2019

Columna "Actividad Física, Deporte y Salud"


Actividad Física, Deporte y Salud

"Actividades Físicas Aeróbicas. Contenidos de la Actividad Física y la Salud"

Antes de comenzar es muy importante planear toda la rutina con el Profesional en Educación Física a cargo. Asegúrese de apartar el tiempo necesario para la actividad. No lo deje a la casualidad, o sólo cuando pueda y tenga tiempo. Hágalo como una actividad más, y relevante del día es por su Salud. Es un momento importante del día y recuerde es para "Usted".

Esto reforzará su voluntad. Recuerde que la actividad física debe tornarse no en una obligación sino en un placer activo.

Es imperioso destacar la vestimenta deportiva como sugerencia en forma adecuada y de acuerdo con los cambios climatológicos. Por eso es mejor estar sobreprotegido que lamentarse por la falta del mismo. Sus zapatillas deben ser flexibles, amortiguables y que ajusten cómodamente. Las mismas deben ser flexibles, como mencionamos anteriormente, en su porción anterior pero con la suela del talón firme y con un buen arco de soporte y por lo menos de 1/4 a 1/2 pulgadas de espacio entre su dedos y el final del calzado. Cómprelas por la tarde y asegúrese de medirlo con las medias deportivas de algodón que piensa usar para caminar. Tenga en cuenta, además de que su calzado este bien acolchonado, de manera que pueda ayudar absorbe el impacto de su pie con el suelo.

Continuando, con sugerencias, también es importante que: "El caminar debiera ser el tiempo para respirar, para meditar y/o de mejorar su comunicación con Dios y su Profesor. Siéntase parte de su ambiente. El caminar es un tónico para su mente como para su cuerpo" (Kill, S. 1995)

Destaquemos que esto impartirá vigor a sus fuerzas, robustecerá sus fuentes de energía y promoverá un estado emocional más vibrante. Usted le debe esto a su mente y a sus emociones. Notará que en la mayor parte del tiempo el mero hecho de caminar (el movimiento en sí) le ayudara a tornar sus momentos bajos en momentos relajantes. Realmente el caminar sirve como una válvula de escape ante el estrés actual.

Comience gradualmente, en especial si su Profesor le sugiere camine unos 30 minutos dos a tres veces por semana. Aumente su distancia gradualmente cada semana. Comience a un ritmo que le sea cómodo. Aumente su velocidad lentamente. Haga ejercicios de flexibilidad. 5 minutos antes y después de su caminata. Respire profundo cada 10-15 pasos. No abuse del ejercicio intenso, durante mucho tiempo, sin períodos de descanso. Si nota que se le acorta la respiración o le es difícil hablar o se siente mareado o con dolor, pare y descanse. Recordemos que la Actividad física es Personal y cada uno de nosotros tenemos una fisiología diferenciada del resto.

Seguridad

De acuerdo, a diversos estudios, realizados en nuestro continente en relación a la Actividad Física y la Salud, en especial, al área de la Caminata, argumentan los expertos que nada estimula más que una caminata, pero tenga en cuenta, siempre que si Usted se está recuperando de una enfermedad o posee problemas cardíaco, de diabetes, de hipertensión arterial, o cualquier enfermedad crónica o debilitante,  consulte con su médico. Y Siempre esta información la debe tener también su Profesor. Este innovador artículo no debiera sustituir el consejo de su médico.

Ante una patología, como la patología a nivel muscular Consultar con Profesionales de la Salud.


"Posturas Corporales; Contenido de la Actividad Física y Salud"

En el desarrollo de las enseñanzas del tratamiento de la postura corporal se presenta hoy, en el presente artículo,  como contenido  de actividad física y salud.

El aumento del interés hacia los hábitos saludables,  la postura corporal se debe al aumento de personas que tienen dolor de en la zona posterior, cada vez a edades más tempranas, así como a la proliferación de problemas del aparato locomotor tales como: hipercifosis dorsal, hiperlordosis lumbar, cifolordosis, escoliosis y síndrome de isquiosurales cortos (Rodríguez y Casimiro, 2000).

Debemos conocer el concepto, gravedad y evolución de las desalineaciones más frecuentes de la columna vertebral, para realizar una adecuada interpretación de los informes médicos. Además, si conoce los signos que indican la posible existencia de una desalineación, podrá sospechar su presencia y actuar de forma apropiada en el marco de nuestras competencias profesionales, debemos respetar nuestras áreas de incumbencia, siendo  responsables. Las posturas inadecuadas mantenidas durante demasiado tiempo, un mobiliario no siempre adaptado y la falta de un ejercicio físico apropiado y específico que otorgue la estabilidad adecuada a la columna vertebral, pueden explicar que aproximadamente un 16% de los escolares argentinos tenga dolor de espalda con alguna frecuencia y el 11% con bastante asiduidad, siendo mayor la incidencia en estudiantes de secundaria y, en mayor medida, en las chicas (Rodríguez, 2000). Diferentes estudios científicos internacionales muestran también una clara evolución hacia una aparición más temprana de los problemas de espalda y un aumento del número de niños que refieren dolor de espalda.

Diversos trabajos experimentales han relacionado la repetición y mantenimiento de determinadas posturas con ciertos cambios degenerativos en los tejidos articulares encargados de estabilizar la columna vertebral, siendo preocupante la proliferación de la posición sedente en la sociedad actual. Por tal circunstancia, la educación postural se convierte en un elemento fundamental para un adecuado desarrollo de los escolares (Rodríguez y cols., 2000). La postura corporal es inherente al ser humano, puesto que le acompaña las 24 horas del día y durante toda su vida. Kendall (1985) define la postura como "la composición de las posiciones de todas las articulaciones del cuerpo humano en todo momento". Andújar y Santonja (1996) definen la postura correcta como "toda aquella que no sobrecarga la columna ni a ningún otro elemento del aparato locomotor", postura viciosa como "la que sobrecarga a las estructuras óseas, tendinosas, musculares, vasculares, etc., desgastando el organismo de manera permanente, en uno o varios de sus elementos, afectando sobre todo a la columna vertebral" y postura armónica como "la postura más cercana a la postura correcta que cada persona puede conseguir, según sus posibilidades individuales en cada momento y etapa de su vida". En este sentido, Santonja (1996) expone que "las medidas de higiene postural no sólo son consejos sobre el mobiliario, sino que consisten en una interiorización de las actitudes del individuo ante la vida. Es la adopción de posturas no forzadas, cómodas, que no reportan sufrimiento para el aparato locomotor de nuestro organismo. No es el mantenimiento de una sola postura sino que es un concepto dinámico y más amplio".

Según Aguado (1995), cuando una determinada postura se automatiza por su repetición sistematizada se instaura los denominados hábitos posturales, dentro de los hábitos saludables, que debemos estimular. Una adecuada postura corporal durante el crecimiento facilita la adquisición de unos buenos hábitos posturales. Casimiro (1999), en un análisis transversal de la postura corporal de escolares en actividades cotidianas, comprobó que del final de primaria (12 años) al final de secundaria (16 años) se produce una involución en la postura, sin diferencias entre géneros. En secundaria hay más escolares que llevan el material escolar colgado sobre un hombro o en una mano, duermen en posición supina o prona, se sientan en clase en posición cifótica y apresan el material pesado del suelo con las piernas extendidas.

Desde una perspectiva preventiva y orientada al bienestar es preciso realizar un programa de intervención basado en tres procedimientos fundamentales: concientización, extensibilidad y fortalecimiento muscular.

Es por ello, que debemos realizar trabajos que estimulen el esquema corporal: Concientización, y así en la adolescencia y juventud no arribarían las patologías descriptas, por ello debemos atender lo antes citado, es imprescindible que el alumno perciba y domine la posición de cada uno de sus segmentos corporales y la relación entre ellos. Las actividades de toma de conciencia del esquema corporal deben realizarse tanto en situaciones estáticas como dinámicas.


Citas Bibliográficas:

  • Massion, J. "Posturas Corporales y Motricidad Aplicada". Publicaciones INDE. Universidad de Barcelona. (2010).

  • *Carballo, C. "Actividad Física y Salud, Conocimientos Teóricos – Prácticos en la Génesis de la Educación Física". Ediciones Del Clé. ISBN: 978-987-3755-12-5. Nogoyá Entre Ríos. 2015.

Prof. Lic. Casiano Carballo

  • Licenciado en Actividad Física y Deporte
  • Especialista en Actividad Física y Salud
  • Docente de la FCVyS UADER

casianocarballo@hotmail.com.ar



Libre de virus. www.avast.com

jueves, 25 de abril de 2019

Artículo Columna Actividad Física Deporte y Salud



"Actividad Física, Deporte y Salud"

"Actividad Física, Ejercicio"

Actividad Física; con respecto a Actividad Física podemos definirla como movimiento corporal producido por la contracción esquelética que incrementa el gasto de energía por encima del nivel basal. Si bien, no es la única concepción de lo que es, cabe añadir otras definiciones encontradas, como: "cualquier actividad que involucre movimientos significativos del cuerpo o de los miembros", y "todos los movimientos de la vida diaria, incluyendo el trabajo, la recreación, el ejercicio, y actividades deportivas". Considerando cada una de estas definiciones, diríamos que la actividad física comprende diferentes dimensiones, formas y/o subcategorías.

Luego de estas dimensiones podemos categorizar la AF según sus propiedades sea esta mecánica o metabólica. En la primera se tiene en cuenta si la tensión de la contracción muscular genera movimiento, dicho de otra manera, si existe contracción isométrica, en la cual no hay cambio de la longitud del músculo, es decir no hay movimiento, o si por el contrario existe contracción isotónica que genera una tensión constante durante el ejercicio dinámico suponiendo la presencia de movimiento.

Por otra parte, la categoría metabólica se clasifica, según, el tipo de transferencia energética durante el ejercicio a diferentes intensidades. En primer lugar, la categoría metabólica aeróbica, proporciona la cantidad más grande de transferencia energética, durante ejercicios de intensidades moderadas y de largo plazo, a través de 3 vías metabólicas: la glucólisis, el ciclo de Krebs y la cadena respiratoria. Por último, encontramos la categoría metabólica anaeróbica, donde predominan dos subcategorías, una de producción de energía inmediata a través del trifosfato de adenosina (ATP) y la fosfocreatina (CrP) llamada (anaeróbica aláctica), la cual se desarrolla durante pruebas de corta duración e intensidades elevadas como el sprint; y la segunda categoría es la (anaeróbica láctica), la cual necesita de las reacciones anaeróbicas de la glucólisis para generar energía a corto plazo, esto es, durante ejercicios intensos de mayor duración (1 a 2 minutos).

Sub Categorías de la Actividad Física

Ejercicio; en cuanto a ejercicio, vale la pena decir que es un concepto discutido en la literatura desde principios del siglo XX, esto se dio ya que no se hacia una verdadera distinción entre este y Actividad Física. Así mismo el ejercicio era relacionado con ejecuciones vigorosas de actividades físicas aeróbicas y competitivas, en consecuencia eran difíciles de mantener como estrategia para promover salud. Sólo hasta los años 90, se dejó de usar el término ejercicio como genérico de todos los tipos de actividad.

Algo semejante al término de AF, ocurre con el término Ejercicio o su equivalente, "acondicionamiento físico", a este lo podemos definir como "una subcategoría de la actividad física, siendo planeado, estructurado y repetitivo, además de tener como propósito mejorar y mantener uno o más de los componentes de la aptitud física",  si bien tampoco es la única concepción de lo que es, esta parece ser a juicio propio una definición integral. No obstante consideramos importantes otras definiciones, las cuales no se alejan considerablemente de la primera: "Es una actividad física de tiempo libre, dirigida con la intención de desarrollar aptitud física",  o "cualquier actividad que involucre la generación de fuerza por los músculos activados, incluyendo actividades de la vida diaria, trabajo, recreación, y deportes competitivos".

Ahora bien, cabe añadir las características típicas del ejercicio, las cuales envuelven una amplia gama de poder de producción metabólica. En particular, el ejercicio relacionado con la aptitud física y salud, requieren un ritmo discreto o moderado de transformación de energía potencial metabólica, es decir se trabaja a intensidades submáximas o moderadas, esto con motivo de proveer aptitud física aeróbica o cardiovascular. Por último y contrariamente, el ejercicio de entrenamiento competitivo, particularmente requieren de altas intensidades que desarrollan fuerza y poder máximo.  En resumen tanto una actividad física, como un ejercicio físico adecuado, pueden mejorar o mantener la aptitud física, lo que los convierte en un componente central de la salud y el bienestar.

Cabe añadir que los comportamientos y los ambientes saludables son relevantes al promover la salud y el bienestar, y por ende la calidad de vida, que refleja el sentido de la felicidad y la satisfacción por nuestras vidas.

Resumiendo, debemos hacer notar, que bienestar así como salud, son conceptos amplios, es decir multidimensionales, que van más allá de la aptitud física, lo que sugiere la necesidad de identificar las sub-dimensiones del ser para posteriormente buscar instrumentos que puedan medirlas y generar resultados válidos y confiables de lo que es bienestar.

Se desarrollo esta revisión, con la finalidad, de detallar la terminología y la clasificación de AF y Salud; lo que permite estandarizar el lenguaje o la comunicación entre los profesionales de las ciencias de la actividad física. Además, se acuerda las variables, que podrían ser usadas en los estudios investigativos desarrollados en el campo de la Actividad Física. Si bien la revisión bibliográfica no es extensa, sirve como un paso reflexivo y motivador para seguir en el camino de la perfección, que nos acerque a resultados de mayor confiabilidad y validez.

Referencias Bibliográficas

  • Ariasca D. Actividad física y saludPubliCE Standar, Grupo Sobre Entrenamiento. Pid: 1. 2002.
  • Knuttgen H. PhD Exercise PhysiologySeries Editor the physician and sportsmedicine - VOL 31 - NO. 3 - MARCH. 2003.
  • University of Western Australia and the Centre for Health Promotion and Research Sydney. National physical activity guidelines for australiansMay. 1999.
  • U.S. Department of Health and Human Services. Physical Activity and Health: A Report of the Surgeon GeneralCap 2, pag 11-20. 1996.

Prof. Lic. Casiano Carballo

  • Licenciado en Actividad Física y Deporte
  • Especialista en Actividad Física y Salud
  • Docente de la FCVyS UADER

casianocarballo@hotmail.com.ar

www.ptagency.zxq.net






Libre de virus. www.avast.com

martes, 23 de abril de 2019

“Entrada en Calor. Aportes Relevantes”

"Actividad Física, Deporte y Salud"

"Entrada en Calor. Aportes Relevantes"

La entrada en calor debe estar siempre en cada una de las clases de Actividad Física, Educación Física y en los Deportes.

El sistema muscular "frío" es más propenso a las lesiones, no tiene la suficiente oxigenación, tono y nivel de viscosidad necesario para trabajar adecuadamente.

Tiene como fin acondicionar al cuerpo para un posterior esfuerzo. Su desarrollo merece una especial atención debido a que un error en esta parte de la clase puede lesionar a nuestros alumnos. La entrada en calor no debe producir fatiga y tampoco un gran aumento de la temperatura corporal. Debe ser moderada.

Debe ser emotiva y evolutiva para una clase que tenga acento en lo motor mediante actos que comprometan a todo el cuerpo, e individualmente al 70% de la masa muscular.

Beneficios:

  Aumenta la frecuencia cardíaca y respiratoria, lo cual permite:

  Captar más oxígeno

  Transportar más oxígeno

  Absorber más oxígeno

  Reducir la duración del déficit de oxígeno

  Aumenta la temperatura corporal, lo cual permite:

  Mejorar la contracción muscular

  Mejorar la relajación muscular

  Prevenir lesiones.

Es importante marcar que la misma debe ser dinámica, lograr la participación de todos los estudiantes y debemos tener en cuenta que para los más chicos se debe poner acento en la parte afectiva y coordinativa, cuanto más localizada sea mejor.

La entrada en calor, posee 2 partes, una de carácter general y otra específica, independientemente de la actividad física. La primera parte consta, de un trote continuo a baja intensidad que puede incluir variaciones en la marcha. Le siguen ejercitaciones de movilidad articular, tendientes a mejorar los índices de la flexibilidad. Ya en la parte específica aparecen trabajos propios de la disciplina, ya sean de la educación física o del mundo del deporte.

Ejemplificación: El futbolista toma la pelota y comienza con unos pases, mientras que el lanzador de bala toma el implemento e inicia una serie de lanzamientos generales.

 

Es una pregunta clave, pero difícil de contestar cuando sabemos que en una clase de educación física sólo disponemos de 5 minutos y en una sesión de entrenamiento tenemos de 20 a 30. La respuesta: depende.

Depende del tiempo de trabajo disponible, de la intensidad del entrenamiento, de las condiciones climáticas y de la segunda parte de la clase (parte central).

En invierno la entrada en calor suele durar más que en verano, tampoco es igual cuando disponemos de una, dos o tres horas para acondicionarnos.

Por otro lado, la duración puede variar si el objetivo del día tiene más inclinación hacia lo técnico – táctico que hacia lo físico. Otro factor de análisis tiene que ver con la experiencia del atleta.

¿Necesita supervización o puede conducirla por sí solo? ¿Se reconoce a sí mismo como "listo" para empezar a trabajar? Y si estamos en un centro de actividad física, ¿conoce las rutinas de entrada en calor para una zona muscular determinar determinada?

No hace falta entrar en calor las piernas si va a trabajar pecho ¿pero él se da cuenta? Conocer estos datos ayuda al profesor a ganar tiempo, pudiéndolo dedicar a otras actividades.

 

 

  El profesor debe guiar la clase, debe lograr ser uno más de los participantes, debe compartir y vivir las experiencias. El profesor no debe conducir la clase, sino que debe guiarla porque cuando el profesor conduce la clase no se relaciona con el alumno, solamente da los datos e indicaciones y mantiene siempre cierta distancia.

No debemos olvidar el factor psicológico. La mayoría de las personas necesita "INTRODUCIRSE" en la actividad en forma paulatina. Esta suerte de activación permite prepararlo mentalmente para el trabajo que tiene por delante. Si antes de iniciar la sesión el profesor ha comunicado al grupo los objetivos del día (cosa que siempre recomiendo), el deportista inicia el trote en grupo o en solitario socializando dichos objetivos. Debemos ayudar a crear confianza. Por eso, aun cuando la entrada en calor no dure más que cinco minutos, debe ser la primera fase de la sesión y que no puede obviarse bajo ninguna circunstancia.

 

Citas Bibliográficas:

§  Carballo, C. "Actividad Física y Salud, Conocimientos Teóricos – Prácticos en la Génesis de la Educación Física". Ediciones Del Clé. ISBN: 978-987-3755-12-5. Nogoyá Entre Ríos. 2015.

§  Massion, J. et al. "Cerebro; estructuras". Publicaciones INDE. Universidad de Francia. (2009).

 

Prof. Lic. Casiano Carballo

§  Licenciado en Actividad Física y Deporte

§  Especialista en Actividad Física y Salud

§  Docente de la FCVyS UADER

casianocarballo@hotmail.com.ar

 


Libre de virus. www.avg.com